¿Cómo prevenir el terrible dolor de cabeza tras una fiesta navideña?

dolor-de-cabeza-resca-fiestas-navideñas

“la cabeza me va a estallar, boca seca, me levanto y parece que tenga una nube en mi cabeza, bueno, más que nube una tormenta.¡ Si pudiera dormir un poco más! ¡Pero por que no me acostaría antes….. y esa última copa,….!

Este puede ser uno de los pensamientos más recurrentes estos días de fiestas navideñas. Cuantas veces se nos viene a la cabeza la canción de Mecano…. “Hoy no me puedo levantar”….

No es una enfermedad, aunque parezca que si, se es la consecuencia del combinado alcohol, cenas copiosas, tabaco y, sobre todo, dormir poco y en horarios que no son los habituales. Este sueño es probablemente lo que más influye en estas sensaciones tan desagradables que acompañan al despertar tras una noche de fiesta. Si además tenemos que madrugar por motivos laborales o familiares, la sensación es mucho peor.

Podemos ponerle remedio, pero, como casi todo en salud, la mejor medicina es la prevención:

  • Mantener un horario de sueño lo más próximo al habitual, como mucho acostarnos 1 hora más tarde.
  • Cenar ligero, esto es difícil en estas fechas, donde las cenas suelen estar cargadas de calorías. Un truco, comer de todo pero en poca cantidad, intentar adelantar los horarios de cena, de forma que nos de tiempo a realizar la digestión antes de acostarnos.
  • No abusar del tabaco, si bien lo mejor es no fumar en absoluto, si en estas fechas no puede resistirse a hacerlo, fume con moderación. El tabaco es un excitante que no contribuye a fomentar el sueño.
  • Cuidado con el alcohol, a pesar de que aparentemente facilite el sueño, la calidad del mismo no es la más adecuada, se trata de un sueño superficial, con frecuentes despertares, porque es un excitante.
  • No consumir drogas, la marihuana, cocaína, etc. son alertantes.
  • No tomar café , te o bebidas con cafeína, ni siquiera para ayudar a mantenernos alerta durante la fiesta, el efecto se puede prolongar y volverse contra nosotros.
  • Descansar bien la noche anterior, si las consecuencias de una noche de fiesta son malas, si juntamos varias el resultado puede ser demoledor.

Si aún así decidimos pasar una noche de fiesta, o alargar incluso hasta la noche siguiente debemos saber que el exceso nos pasará factura.

La Asociación Americana de Medicina alerta que dormir menos de seis horas al día puede producir problemas cardiovasculares y disminuye la esperanza de vida.

Por supuesto, nada de conducir, si bebemos y además no dormirnos, la probabilidad de tener un accidente de tráfico es elevada. La Sociedad Española del Sueño relaciona el 20% de accidentes de tráfico con la somnolencia.